Las ardillas siempre han tenido esa naturaleza traviesa que la han convertido en protagonistas de infinidad de divertidos videos, pero esta vez una pequeña ardilla se sobrepasa y se roba una cámara GoPro y hace de las suyas ante la mirada atónita del dueño de la cámara que no podía creerlo. La cámara GoPro estaba en el suelo y de repente aparece una ardilla curiosa que la mira y no duda en llevárse, se sube al árbol, juega con ella y después la deja caer, mientras que el dueño de la cámara no sabe que hacer, hasta que recupera su cámara y la revisa para ver que no le pasó nada.

Todo indica que animal travieso más cámara GoPro es una combinación exitosa en YouTube, este video no lleva más de una semana en las redes sociales y ya bordea los 2 millones de visitas.

Video original